Cuando una pregunta no es (exactamente) una pregunta

Uno de los problemas más habituales de los estudiantes hispanoparlantes viene con la construcción de preguntas ‘dobles’, del tipo ‘can you tell me what time it is, please?’. Esto se conoce con el nombre de ‘indirect questions’.

Estas preguntas suelen introducirse con frases del tipo ‘Could you tell me…’, ‘Do you know…’, ‘I was wondering…’, ‘Do you have any idea…’, ‘I’d like to know…’ y otras parecidas (veremos otras situaciones al final de esta entrada).

La intuición de todo estudiante, formada durante años con el mantra de ‘en las preguntas se invierte el sujeto y el verbo’, dicta que esta pregunta debería ser *‘can you tell me what time is it, please?’. En circunstancias normales, efectivamente la pregunta sería ‘what time is it?’, pero en este caso la pregunta en la que se tiene que hacer la inversión verbo-sujeto es la de ‘can you tell me?’, así que el resto de la frase debería estar en el orden normal, es decir sujeto-verbo. ¿El resultado?: ‘can you tell me what time it is, please?’. Lo mismo sucede con la utilización de auxiliares como ‘do/does’. En la segunda parte de la frase, la que no es una pregunta propiamente dicha, no son necesarios.

En un principio puede sonar un poco antinatural, especialmente si hay una palabra que comience por wh-, como las que se suelen usar al comienzo de las preguntas, o si el sujeto es muy largo, pero os aseguro que es correcto.

Do you know what time it is?

Do you know where the king lives?, en lugar de *’do you know where does the king live?’

I would like to know why the Earth circles the Sun.

En el caso de preguntas cuyas respuestas pueden ser sí/no, se suele utilizar las palabras if o whether.

Do you know if/whether the world is coming to an end this year?

I would like to know if/whether anybody understood the ending of Lost.

Otro de los problemas es que a veces el sujeto es muy largo, así que el verbo parece que se queda ‘colgado’ al final y suena un poco raro. Si a alguien le sirve de consuelo, a los nativos también les resulta difícil de entender, así que, aunque no es incorrecto, sí se suele intentar mantener el sujeto lo más corto posible, para así no dificultar la comprensión:

Can you tell me where that man that we saw the other day on television in the documentary about the destruction of the Minoan civilisation lives? – esta frase, aunque gramaticalmente correcta, es dificilísima de entender, así que se suele expresar de otra manera, como por ejemplo Can you tell me where that man lives? You know, the one we saw the other day on television in the documentary about the destruction of the Minoan civilization?

Por último, quería dejar la parte más confusa para el final. Aunque antes he mencionado que hay una serie limitada de frases introductorias para estas preguntas, la realidad es bastante más elástica, ya que pueden venir introducidas por casi cualquier expresión. Lo importante es que esa frase ha de ir seguida de una palabra que comience por wh- (who, what, when, etc).

He never tells me what he thinks.

I can’t understand how Jedis can lift objects with their mind. That is why I fail.

¡Nos vemos en la siguiente entrada del blog y en Rivas!

Esta entrada fue publicada en Cheat sheet, Gramática y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario